Libres por elección

 Por Clr. Sandra Hamú del Equipo de Encontrar

 ¿Se acuerdan de “mujer, mujer, libérate” de Gabriela Acher o “me gusta ser mujer” cantado por Nacha Guevara?

Los Derechos Humanos y la mujer

En la Declaración Universal de Derechos Humanos se dice: “cualquier persona puede prevalerse de todos los derechos y libertades proclamados en la presente Declaración sin distinción de sexo…”

Estas afirmaciones constituyen a la lucha por el reconocimiento efectivo de los derechos de la mujer en cualquier parte del mundo, sea cual sea su condición social, su origen, su lengua o su religión. Lo que establecen los Derechos Humanos es que ninguna mujer por el hecho de serlo, puede ser privada de sus derechos, ni discriminada respecto al varón.

Desde que el mundo es mundo, las mujeres han sufrido y ganado. Han luchado y han perdido. Las batallas diarias de todos estos siglos tienen que ver con posicionarnos en el mundo como seres con igualdad de derechos, pero con los movimientos feministas e igualitarios fuimos perdiendo la esencia femenina, lo que nos hace distintas, únicas…

lib

Mujeres, madres a veces, hijas, otras esposas, otras amantes, algunas trabajadoras y otras profesionalizadas, amas de casa, tías, amigas, cuñadas, vecinas, hermanas, consejeras… roles que jugamos. Algunos de estos los podemos elegir, otros no. A veces podemos elegir cómo y cuándo, a veces ni siquiera eso. Muchas de nosotras optamos por no preguntarnos y otras nos cuestionamos tantas cosas que a veces nos olvidamos que como seres tenemos una vida biológica y otra vez quedamos atrapadas y sin opción de elegir.

Se dice que los humanos no solo nos reproducimos sino también nos amamos, nos diferenciamos del resto de los mamíferos, nos miramos cara a cara cuando nos enamoramos. buscamos emparejarnos, en general con quien nos completa, ese que tiene lo que yo tengo o necesito para estar completa, más allá de si es un hombre, una mujer o ambos.

images

¿sos libre por elección?

Así, reivindicando nuestros derechos tenemos un “Día de la mujer”, que finalmente recibimos un regalo por ser mujer… parece que igual somos “festejadas”, en vez de hablar de nuestros lugares aún no habitados como dueñas y señoras.

¡Libertad no tiene dueño! cantaba César Banana Pueyrredón

Parece que en algunos casos la libertad sí tiene dueño. A veces esposos, a veces mercado, otras el trabajo,  muchas nuestras propias elecciones.  Venimos de culturas, valores, ideales que muchas veces nos dejan atrapadas. Creemos en mandatos sin cuestionarlos. La famosa premisa de la modernidad del ensayo y error, de ver para creer, no sucede con nuestras vidas y muchas veces damos por cierto normas y reglas tan lejanas y ajenas  a nosotras, que no tenemos ya a quién echarle la culpa.

foto libertad miedos

Te proponemos cambiar la palabra Culpa por Responsabilidad. Te invitamos a que cada vez que sientas tu libertad coartada, pienses dónde empezó todo esto., quién eligió estar dónde está. Qué puedo hacer para cambiar este lugar que me atrapa o esclaviza.

En Encontrar: Educación Emocional, creemos que ser responsables por nuestra vida, nos hace verdaderas y plenas, libera a los que nos rodean de “hacernos o generarnos”,  y sobre todo que la Libertad quede en nuestras manos.

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s